ACTIVIDADES LUZ DORADA GLOBAL

Temazcal Luz Dorada Chile
Conferencia Gratuita Rabia Mayo
Taller de Sueños Luz Dorada
Taller de Tarot Luz Dorada
México taller Luz Dorada
Harold Moskovitz Luz Dorada México
Taller de Exploración Mental Luz Dorada
Testimonio de miedo

Testimonio de Miedo de Francisco Martínez

Testimonio de miedo

Guadalajara, Jalisco. Mayo 22 de 1998, testimonio de miedo.

Francisco Arturo Martínez Escamilla
Santa Rosalía 1646
Sector Libertad Zona 5
Colonia Talpita
CP 44350
Guadalajara, Jal

Desarrollo Luz Dorada
Sr. Harold Moskovitz

Estimado Harold, por medio de la presente deseo hacer llegar a ti mis experiencias obtenidas (algunas) en el período de tiempo comprendido entre el primer seminario de sanación I, el cual tomé en esta ciudad de Guadalajara, Jal el día 5 de Marzo de 1995 y ahora el segundo seminario el día 26 de marzo de 1998 en la ciudad de Zamora, Mich.

Experiencias del primer seminario tomado en Guadalajara, Jal el día 5 de marzo de 1995.
En este primer seminario aprendí a hacer fluidos de energía y en uno de esos fluidos, estando y muy tranquilo, de pronto visualisé el rostro de una persona con barba y pelo blanco que poco a poco se fue acercando hacia mi (sólo veía su rostro) y de pronto me sonrió con una sonrisa que me llenó de una paz y tranquilidad increíbles.

En otra ocasión dando un masaje a uno de mis pacientes este en la mesa de masaje se me quedó mirando muy fijamente y yo hacía como que no lo veía pero su mirada fue muy insistente y voltee a verlo, y resultó que en cuanto lo vi me preguntó sin abrir sus labios ni pronunciar sonido alguno me dijo así: “Quien eres tú” y yo contesté e inmediatamente en igual forma, sin pronunciar palabra ni emitir sonido alguno lo siguiente: “Yo soy un canal de energía” e inmediatamente el cerró sus ojos y yo procedí a darle su alineación ya que aprendí alphabiotica.

Se le llama alineación al desbloqueo de energía de los siete chakras y se hace por medio de un jalón rápido de la cabeza, con esta intención de desbloque que es lo más importante la INTENCIÓN.

En una ocasión entré a un temazcal, en el cual una de las personas que también estaba participando de este a la vez es uno de los que lo corren, me contó que él todo el tiempo del temaska visualizaba, o sea que puede ver la energía (veía) una luz dorada en todo el interior y más cargada del lado en que yo estaba, a la vez había muchos abuelitos a lo que yo intuí que se debía a  mí, ya que desde que entré al temascal, hice fluido de energía amarilla o dorada que es lo que siempre hacemos. Más no salí de la duda por no saber sus respuestas o interpretación de mi persona acerca de la luz dorada yo se hice fluir. (pasaron más cosas).

Segundo seminario:

Esto sucedió el 27 de marzo de 1998, en la practica que hicimos en el mismo; al hacer la limpieza de los chakras, en todos encontré experiencias importantes como son el percibir la fuerza de la energía y los sentimientos de los compañeros, sentimientos que creí yo que les dañaban o afectaban en su integridad física.

Pero hubo uno sobremanera que me llamó e impresionó; en el transcurso de la limpieza del Chakra I-II-III como que aprendí a preguntar a su ser superior que era lo que molestaba o dañaba al paciente en este caso y yo percibía alguna información que trasmitía después a este, por lo que al realizar la limpieza del Chakra IV pregunté al Ser Superior de la persona que yo estaba curando lo siguiente:

A nivel físico deseo saber como se encuentra esta persona de su corazón, a lo cual ante mis ojos apareció para mi sorpresa, como si se hubiera corrido una cortina y apareció ante mis ojos el corazón y los pulmones en si todos los órganos internos de esta zona del cuerpo, me sorprendí denuevo por lo que ya no pude realizar las siguientes limpiezas a nivel emocional, mental, espiritual, las hice pero así no más, sin percibir nada, ni sentir nada, solo la energía en mis dedos. Cuando aparecieron estos órganos, me dije a mi mismo: si los veo, pero ¿qué hay? No se ve daño y cambié la imagen, quizás por miedo pues yo nunca esperé ver esas imágenes.

En este segundo Seminario que he tomado he perdido muchos de mis miedos y me siento más seguro de mi mismo, siento como si las personas me buscaran y desearan escuchar algo de mi, algo así como un mensaje o alguna palabra de aliento. Esto lo escribo el 30 de marzo de 1998.

Gracias por todo esto Harold Moskovitz.

Francisco Arturo Martínez Escamilla.
Guadalajara, Jal
Mayo 22 de 1998

P.D.: Deseo algún comentario. “Gracias”.

“Los labios de la sabiduría permanecen cerrados, excepto para el oído capaz de comprender”.

Vea el documento original:

Publicaciones relacionadas: